29 de marzo de 2013

Reflexiones de una Semana Santa

 Cuando todo aparentemente esta bien

Y cuando todo aparentemente esta bien, comienzo a sospechar... porque en ese momento todo lo que hago aparentemente esta bien, pero si saco un momento para reflexionar sobre lo que hago estoy seguro que surgirían profundos cuestionamientos. Las apariencias engañan y no todo lo que tiene la apariencia de un buen resultado significa el fruto de una buena obra y  no todo buen resultado significa el fruto de una vida de exito y no toda buena obra produce la apariencia de un buen resultado. Por lo tanto nadie sabe lo de nadie y lo mejor es que cada quien se autocuestione. Lo importante es no engañarse a si mismo y tampoco dejarse engañar.